Mundo Sano en los medios

Dengue: Las precauciones que hay que conocer y tener en cuenta

 

La enfermedad, que se encuentra activa en 128 países, pone en riesgo de contagio a la mitad de la población del mundo.

Con la llegada del calor, los mosquitos comienzan a aparecen en mayor cantidad, y quienes no tomen las medidas necesarias para combatirlo pueden sufrir las consecuencias. La hembra del mosquito Aedes aegypti -el vector de transmisión- en la mira.

El dengue es una infección vírica transmitida por mosquitos y sus principales síntomas son de tipo gripal. Se transmite por la picadura de un mosquito hembra llamado Aedes aegypti -los adultos son negros y con rayas blancas -. En ocasiones, esta enfermedad evoluciona hasta convertirse en un cuadro grave, el cual puede llegar a ser mortal, de allí la importancia de tomar los recaudos necesarios para no contraer esta afección.

La OMS afirma que casi la mitad de la población del mundo corre el riesgo de contraer esta enfermedad
La enfermedad, que se encuentra activa en 128 países, pone en riesgo de contagio a la mitad de la población del mundo. No existe tratamiento específico, pero la detección oportuna y consciente, sumada al acceso a la asistencia médica adecuada, disminuye las tasas de mortalidad por debajo del 1%.

Según la Organización Mundial de la Salud, en las últimas décadas ha aumentado la incidencia de dengue alrededor del mundo y de acuerdo a una estimación reciente, se producen 390 millones de transmisiones cada año, de las cuales 96 millones se manifiestan clínicamente.

Se conocen cuatro serotipos del virus: DEN-1, DEN-2, DEN-3 y DEN-4. Cuando una persona se recupera de la infección adquiere inmunidad de por vida contra esa cepa en particular
Desde la OMS aseguran que hasta la semana epidemiológica 11 de 2017, la región de las Américas había notificado 50.172 casos, una cifra inferior a la registrada en el mismo período en años anteriores. Sin embargo, en la Región del Pacífico Occidental se han notificado brotes en varios Estados miembro, y la circulación de los serotipos DENV-1 y DENV-2.

Las principales señales a las que hay que prestar atención según el Ministerio de Salud de la Nación son: fiebre alta, dolor detrás de los ojos, dolor muscular generalizado y de las articulaciones, náuseas y vómitos, cansancio, sangrado de nariz y encías y erupción en la piel. Por eso, ante la presencia de estos síntomas, lo más importante es no automedicarse y acudir al centro de salud más cercano.

El Aedes aegypti se cría en agua limpia y de color. Cuando se deja un recipiente que acumula agua quieta, las hembras colocan sus huevos allí.
Es imprescindible, entonces,evitar la acumulación de agua en superficies artificiales como comederos de mascotas, autos en desuso, piletas con poca agua, latas, botellas, tambores, bebederos, tanques de agua mal tapados, canaletas, desagües, floreros, porta macetas, neumáticos, regaderas y tachos es fundamental para evitar la propagación del virus.

Adolfo Rubinstein, ministro de Salud de la Nación dijo a Infobae que en el país ya se hizo todo lo que se tiene que hacer para asegurar que estén los reactivos, los equipamientos, los móviles, los insecticidas, los insumos necesarios para poder ejecutar e implementar las estrategias en caso de producirse un brote.

“Hemos trabajado durante todo el año con las provincias, desde el descacharramiento hasta todas las estrategias de concientización de la población, ya que esto no solamente depende de nosotros, depende de que lleguemos a sensibilizar a la gente y creo que eso lo estamos logrando”, aseguró.

En la Argentina, las regiones en donde hay una mayor presencia son las provincias del Noroeste, el Noreste, el Litoral y desde el Centro hasta el sur de Buenos Aires. “Las acciones de prevención requieren de múltiples esfuerzos”, precisó en diálogo con Infobae Marcelo Abril, director ejecutivo de la Fundación Mundo Sano.

“En Tartagal, Salta, Mundo Sano lleva adelante un programa de prevención del que participan el Municipio y el Hospital local. Entonces, las acciones de descacharrado y de diagnóstico se realizan articuladamente”, agregó.

Por otro lado, Nicolás Schweigmann, investigador independiente del CONICET y profesor adjunto en la FCEN-UBA se refirió al tema y explicó a Infobae que “Si uno ve un Aedes aegypti adulto, debe hacer una ‘búsqueda del tesoro’ en la manzana para encontrar el criadero, porque estará dentro de un radio de 45 metros. Hay que eliminar los huevos y larvas”.

Un grupo de científicos e investigadores liderado por el prestigioso profesor de la Universidad de Oxford Simon Hay realizó en 2013 un estudio en el cual se llegó a la conclusión de que existen casi 400 millones de personas infectadas de dengue en el planeta y cerca de 96 millones alcanzan un nivel clínico o subclínico por año.

El médico infectólogo Tomás Orduna explicó a Infobae que de ese total 100 millones no expresan un cuadro clínico, por lo que saber si uno padeció esta enfermedad solo es posible a través de un análisis de sangre y asegura que esto se replica en otras patologías virales como mononucleosis o hepatitis debido a que una vez adquirido el virus el cuerpo genera anticuerpos que la infección se limita y posteriormente se elimina.

“Argentina está cumpliendo 20 años desde que comenzó esta epidemia. Fue en la transición del verano del 97 al 98 en la zona del noroeste, más precisamente en el Chaco salteño cuando comenzó con diferentes intensidades a circular en distintas zonas del territorio”, asegura Orduna.

“Durante el 2009 hubo 26 mil casos y en el 2016 78 mil aproximadamente, en el medio hubo un descenso y solo 500 personas se vieron afectadas. Esto es lo que llamamos genio epidémico, ya que no sabemos porque se dio de esa forma. Los mosquitos están y son los mismos, por eso no hay razones expliquen eso”, agregó el especialista.

Prevención a través de vacunas

A pesar de que muchas de las medidas preventivas como el uso de repelentes sean efectivas, las tan esperadas vacunas ya llegaron a la Argentina. Sin embargo, se encuentran en una etapa de evaluación a la espera de poder ser utilizadas. La misma es producida por el laboratorio Sanofi Pasteur y protege contra los cuatro tipos de dengue.

Orduna explicó que tiene autorización en 20 países pero en Argentina aún no pudo ser implementada, ya está en una etapa de evaluación. “La OMS evalúa que debería ser aplicada en zonas donde hayan habido casos porque funciona mejor en personas que ya tuvieron y a los que no les apacigua los síntomas”.

“El promedio de eficacia es del 65%. Disminuye los síntomas entre un 40% y 45% en quienes nunca tuvieron dengue y de un 80% a un 85% a los que ya adquirieron el virus en algún momento”, aseguró.

Dengue, zika y chikungunya

Los tres virus presentan una sintomatología similar y eso puede prestarse a la confusión (dolores musculares, de cabeza y articulares). Sin embargo, sus signos clínicos varían y eso ayuda a poder detectar cuál virosis es la que se encuentra presente en el organismo.

– Dengue: presenta fiebre alta y dolores musculares muy fuertes. Se debe prestar atención a los signos de “alerta” como el sangrado. La transmisión se produce cuando un mosquito pica a una persona que está infectada y luego a una persona sana pero la enfermedad no se contagia de persona a persona. En casos graves y extremos puede causar la muerte.

-Chikungunya: quien padece este virus tiene fiebre más alta que aquellos que tienen dengue. Los dolores en las articulaciones son más intensos ya que afecta manos, pies, rodilla y, espalda.

– Zika: la mayoría de los pacientes tienen erupciones en la piel y conjuntivitis. Además se ha demostrado que puede afectar al sistema nervioso y puede llegar a ocasionar el Síndrome de Guillán.-Barré, meningoencefalitis y malformaciones congénitas.

4 datos para tener en cuenta
– Las temperaturas altas favorecen la proliferación de este virus y evitar la presencia de mosquitos es clave para su prevención
– Es importante destruir huevos y larvas
– Utilizar repelentes y consultar ante los primeros síntomas
– Las embarazadas necesitan cuidados especiales para evitar problemas durante el periodo de gestación

Nota: http://www.tncorrientes.com/vernota.asp?id_noticia=113009

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Noticias Mundo Sano

Mundo Sano reconocido por la Municipalidad de Tartagal por su aporte a la prevención y control de enfermedades transmitidas por mosquitos

 

En el marco de la campaña “Chau Mosquito”, Diego Cruz, responsable de la sede en Tartagal (Salta), acompañó la capacitación sobre prevención de dengue, zika y chikungunya dirigida a 50 Facilitadores Comunitarios (Agentes penitenciarios, Gendarmería Nacional, Brigada Dengue Municipal,  Agentes Sanitarios y personal de Mundo Sano).

El encuentro se llevó a cabo en el Auditorium de la Municipalidad de Tartagal y contó con la presencia del Intendente Sergio Leavy quien hizo entrega de un reconocimiento a la Fundación por su aporte por su aporte a la prevención y control de enfermedades transmitidas por mosquitos.

“Chau Mosquito” comenzó el mes pasado en la provincia de Chaco y continúa esta semana en Salta, dirigiéndose a las localidades de Salvador Mazza, Orán y Pichanal. Paralelamente se está desarrollando también en Misiones.

La campaña, iniciativa de SC Johnson junto a organizaciones sociales como Mundo Sano y Edupas, apunta a la promoción de acciones comunitarias para la prevención y concientización de enfermedades transmitidas por mosquitos Aedes aegypti.

 

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Celina Turchi Martelli: “La epidemia de zika fue una pesadilla; sentí que estábamos en medio de una guerra”

 

Profesión: epidemióloga

Edad: 64 años

Nació en Brasil. Se graduó como médica en la Universidad Federal de Goiás, y obtuvo un máster en epidemiología de la London School of Hygiene & Tropical Medicine. Fue la jefa del Microcephaly Epidemic Research Group, que testeó las hipótesis sobre la asociación entre el zika y la microcefalia.

La vida de la doctora Celina Turchi Martelli cambió para siempre una noche de septiembre de 2015. Ese día, la epidemióloga de la London School of Hygiene & Tropical Medicine con un doctorado en salud pública de la Universidad de São Paulo, recibió una llamada del Ministerio de Salud. Habían detectado que estaban naciendo muchos bebes con la cabeza pequeña y querían que averiguara qué estaba pasando.

“Recuerdo la primera semana que fui a las guardias de maternidad. Mi primera sensación fue que estábamos en medio de una guerra. Todos tenían esa extraña mirada. Las médicas infectólogas y los neuropediatras, las enfermeras y las madres… nadie podía entender qué estaba pasando -dice Turchi Martelli-. Ni en mi peor pesadilla imaginé que tendríamos que enfrentar una epidemia de microcefalia.”

Turchi Martelli, investigadora del Centro Aggeu Magalhães (dependiente del Instituto Fiocruz de Pernambuco) estuvo en Buenos Aires para participar del XVIII Simposio Internacional sobre Enfermedades Desatendidas, organizado por la Fundación Mundo Sano. Nacida en la región central de Brasil, se trasladó al Norte hace diez años. Allí la sorprendió la epidemia que conmovió al mundo y se convirtió en jefa del equipo que mostró la asociación entre el zika y la microcefalia. El año pasado, la revista Time la incluyó entre las personalidades más influyentes del planeta y Nature la consideró una de los diez científicos más relevantes del año.

“En 2015, todos los medios tenían titulares diciendo que había que prestar atención al dengue -recuerda-. Teníamos 1.500.000 casos y casi 900 muertes. Después vino la advertencia de la OPS sobre la inminente llegada del chikungunya. Todo el mundo estaba preocupado por el chikungunya y el dengue. Cuando un laboratorio identificó el zika, el Ministerio de Salud primero dijo «Esto no es importante, se va a ir solo». Pero seis meses más tarde empezaron a nacer los chicos con sus cerebros pequeños. Llegar a las guardias, donde normalmente veían 9 a 10 casos por año, y que en el pico de la epidemiallegaron a tener 30 a 40 casos por semana, cuatro o cinco por día… Era espantoso.”

-En un primer momento, hubo muchas dudas sobre las causas de la microcefalia. Entre otras cosas, se barajó la posibilidad de que se debiera a los larvicidas que se usaban para combatir al mosquito Aedes aegypti, o a la infección cruzada entre dengue y zika. ¿Qué evidencias encontraron para respaldar una relación causal?

-Existen criterios que nos permitieron sustentar esta hipótesis. El primero es la temporalidad: los bebes con malformaciones nacieron alrededor de seis meses después de la gran epidemia de zika, de modo que había una coincidencia temporal. Segundo, hicimos un estudio caso/control en el que comparamos a recién nacidos con y sin microcefalia, y sólo los primeros tenían el virus. Para marzo de 2016, ya había bastante consenso de que esto era algo nuevo, porque sabíamos que el virus podía causar un montón de cosas, pero no síndrome de zika congénito, que no sólo es microcefalia, sino también trastornos auditivos, visuales… Fue inquietante. Porque una enfermedad congénita, transmitida por virus, en un contexto urbano, es verdaderamente impredecible.

-En Colombia se siguió a 12.000 embarazadas que tuvieron el virus y sin embargo no hubo tantos casos de microcefalia.

-En Colombia fue muy diferente. Es un país donde el aborto terapéutico es legal y ya sabían sobre estas complicaciones, así que no estamos seguros de que no hubieran tantos casos o que no hubieran puesto en práctica otras medidas de control antes de que los bebes nacieran.

-Hay otros virus que causan microcefalia…

-Así es: rubeola, citomegalovirus… Y lo primero que pensamos fue que la microcefalia podía deberse a alguno de ellos. Pero buscamos toxoplasmosis, sífilis y otras infecciones, y los resultados fueron negativos. Es cierto que los genetistas eran escépticos. Creo que es bueno que la ciencia exija pruebas.

-¿Y qué pasa ahora, por qué este año no hay microcefalia?

-Hay algunos casos de síndrome de zika congénito, pero en números mucho menores. Es algo esperable, si uno piensa que es una enfermedad transmitida por vectores. Está la estacionalidad, y si uno tiene una gran ola en un país, luego hay que esperar a que haya más susceptibles [personas sin anticuerpos para el virus] en esa población. También hay que considerar que hubo estrategias de control, la gente está más alerta. El primer año después de la epidemia incluso bajó la tasa de fertilidad.

-¿Deberíamos esperar otro brote epidémico?

-Es una pregunta difícil de responder. Hay que mantener la vigilancia y los sistemas de monitoreo.

-¿Qué aprendizaje dejó esta experiencia?

-Esta fue la primera epidemia con redes sociales. Todo el mundo mandaba mensajes de whatsapp y cada uno tenía una hipótesis diferente. Buenas ideas, pero también fake news. Tuvimos que seguir todas las huellas… La primera lección de salud pública que sacamos de esto es que no hay que subestimar a ningún virus cuando infecta a una población sin defensas, y a un grupo urbano grande. Y para nosotros, los científicos, lo más importante es que tuvimos que cooperar. Fue algo muy diferente de lo usual, porque como científicos tenemos que competir entre nosotros, pero estábamos en una situación en la que los funcionarios venían a pedirnos respuestas. Empezamos a trabajar juntos muy rápido, a compartir datos, protocolos. Tuvimos que aprender a hacer las cosas al revés de cómo veníamos haciéndolas.

Nota completa: http://www.lanacion.com.ar/2083781-celina-turchi-martelli-la-epidemia-de-zika-fue-una-pesadilla-senti-que-estabamos-en-medio-de-una-guerra 

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Seguimos colaborando en la campaña “Chau Mosquito”

 

 

Capacitarán a referentes comunitarios en la lucha contra el dengue, el zika y la chikungunya

El Ministerio de Salud Pública a través de la Dirección de Epidemiología recibió a la organización EDUPAS, que acompañada por un equipo de la Empresa SC Johnson iniciaron una campaña comunitaria “Chau Mosquito”, para la prevención del dengue, zika y chikungunya en la Provincia. En la oportunidad, brindaron una capacitación intensiva a docentes, agentes sanitarios, referentes comunitarios en Resistencia, Castelli y El Sauzalito.

La propuesta tiene como objetivo promover buenas prácticas de prevención de dengue, zika y chikungunya en Argentina, principalmente en la región del Norte del país. La campaña inicio en Chaco y continuará en otras provincias y países limítrofes como Paraguay y Uruguay. En los encuentros además se provee de materiales de comunicación y prevención destinados a multiplicadores de las comunidades (docentes, agentes sanitarios, referentes locales) y a familias.

El co-director de EDUPAS, Nelson Cardoso destacó la convocatoria y el nivel de participación en los talleres. “Además de la cantidad y los diversos ámbitos desde donde provenían los participantes, nos encontramos con interesantes trabajos que se están llevando a cabo y con muchas ideas que quedan por delante; nuestra intención es aportar herramientas a los equipos para fortalecer la sanidad de las comunidades”, explicó.

Por su parte la directora de Epidemiología, Mariela Fabiani remarcó la apertura del Ministerio y el acompañamiento de los equipos locales para seguir optimizando la labor preventiva y de control de estas enfermedades.

El referente de EDUPAS precisó, en relación con el inicio de la campaña, que el cronograma e identificación de localidades se realizó en conjunto con la organización Mundo Sano, que se ocupan de mapear las epidemias del mosquito Aedes Aegypti. Desde el 2015 el equipo compuesto por miembros de varias entidades (la Empresa SC Johnson, Edupas, Fundación Mundo Sano, Zigla consultores) inicio la recorrida con esta campaña de educación y comunicación. “Cada lugar tiene su particularidad y distintos niveles de incidencia de las enfermedades; en Chaco el tema que nos ocupa es dengue y zika, que es más peligroso por las consecuencias posteriores”, sostuvo.

“Es un honor y un gusto retomar la campaña en Chaco; es una iniciativa muy completa y que la queremos mucho, por eso estamos satisfechos de poder intercambiar con la mayor cantidad de referentes locales posibles, para que el mensaje de prevención multiplique su alcance”, resaltó. En el mismo sentido recordó que se abrió un concurso de propuestas educativas y de prevención sobre esta temática destinado a seguir fortaleciendo las buenas prácticas.

 

Más repercusiones de esta noticia: https://www.infochacu.com/2017/11/13/fortalecen-acciones-prevencion-del-dengue-zika-chikungunya/

http://www.actualidadchaco.com/vernota.asp?id_noticia=104817

http://www.primiciaschaco.com/noticia-imprimir.php?nota=44919

http://www.chacohoy.com/noticias/view/113807

 

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Científicos del CONICET expusieron en el Simposio Internacional sobre Enfermedades Desatendidas

 

Presentaron sus ponencias sobre Chagas, dengue y chikungunya, ejemplos de estas patologías que afectan a las poblaciones con menor acceso a servicios de salud.

Científicos del CONICET participaron del XVIII Simposio Internacional Sobre Enfermedades Desatendidas, en Buenos Aires, organizado por la Fundación Mundo Sano, en el cual expusieron sobre las principales problemáticas en Chagas, Dengue, Chikungunyay Zika, entre otras.

Las enfermedades desatendidas, según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), son un conjunto de patologías infecciosas que afectan a las poblaciones más relegadas en cuanto al acceso a servicios de salud.

Enfermedad de Chagas

Jaime Altcheh, investigador principal del Consejo en el Instituto Multidisciplinario de Investigaciones en Patologías Pediátricas (IMIPP), y  jefe del servicio de Parasitología y Chagas del Hospital de Niños “Dr. Ricardo Gutiérrez”, que abordó la temática “Experiencia en el Tratamiento del Chagas Pediátrico”. “Los niños son diferentes respuestas terapéuticas y perfiles de eventos adversos que son más leves entre más joven sea el paciente. El mayor problema en la terapia es la formulación de los medicamentos. En nuestro servicio tenemos un plan de desarrollo en este sentido, hacemos ensayos clínicos y estudios farmacocinéticos en niños y adultos y participamos activamente en los registros para organismos internacionales”, explicó.

Además consideró un logro de la comunidad que el paciente ocupe un lugar central desplazando al vector -la vinchuca- como centro de las discusiones. “La mayor parte de los pacientes infectados están en las grandes ciudades”, agregó.

A continuación. Alejandro Schijman del Instituto de Investigaciones en Ingeniería Genética y Biología Molecular, (INGEBI- CONICET), explicó las técnicas de diagnóstico molecular del chagas congénito -que se presenta durante la gestación-. “Es importante para nosotros poder aportar nuevas herramientas desde la biología molecular para ayudar a que se cumplan los objetivos de esta iniciativa”.

“Las herramientas de biología molecular lo que pretenden es mejorar la detección temprana de la infección congénita, trabajando sobre todo con las propiedades de las técnicas moleculares de la alta especificidad y de alta sensibilidad. Una es la PCR (reacción en cadena de la polimerasa) y sus variantes y el otro es el LAMP (amplificación isotérmica mediada por asas (que es más nuevo y de más desarrollo)”, explica.

La Dra. Paula Sartor, Coordinadora Técnica del Programa de Chagas del Ministerio de Salud de la Nación, presente en el seminario explicó que “en Argentina existen aproximadamente 1,5 millones de personas infectadas por Trypanosoma cruzi. De ellas, aproximadamente 380 mil padecerían cardiopatías, capaces de provocar la muerte”. Y se estima que “cada año nacen 1300 niños infectados por transmisión congénita”.

La Presidente de la Fundación Mundo Sano, Silvia Gold, se refirió a la reciente aprobación por la FDA (Food and Drugs Administration) de una de las principales drogas, el Benznidazol, para tratamiento de Chagas en niños: “Este es un hecho histórico, que pone en la agenda internacional a esta enfermedad y olvidada”, afirmó

Desarrollo y transmisión del Dengue, Chikungunya y Zika

En la segunda jornada se hizo espacio para la discusión y la presentación de los avances en las investigaciones y tratamientos de las enfermedades transmitidas por mosquito , la apertura estuvo a cargo del asesor regional de Entomología en Salud Pública de la OPS, y explicó que la presencia del mosquito Aedes Aegypti “transmite cuatro enfermedades de la región, y el riesgo está en casi todos los países”.

En su intervención especial Nicolás Schweigmann, investigador independiente del CONICET,  y profesor adjunto en la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA, presentó “Los errores conceptuales que favorecen la proliferación del Aedes Aegypti”, en la cual hizo hincapié en que la acción más importante no es la fumigación, sino que la acción coordinada del control de la proliferación del vector. “Si uno ve un Aedes aegypti adulto, debe hacer una ‘búsqueda del tesoro’ en la manzana para encontrar el criadero, porque estará dentro de un radio de 45 metros. Hay que eliminar los huevos y larvas”, aconsejó.

Por último Laura Harburguer, investigadora asistente del CONICET en el Centro de Investigaciones de Plagas e Insecticidas (CIPEIN, CONICET-CITEDEF), abordó la situación de la resistencia a insecticidas en los mosquitos a nivel nacional. Una cuestión debatida intensamente durantes la jornada por distintos especialista.

Ver nota: http://www.conicet.gov.ar/cientificos-del-conicet-expusieron-en-el-simposio-internacional-sobre-enfermedades-desatendidas/

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Es tiempo de tirar cacharros y prevenir el dengue

 

El verano se acerca y es imprescindible eliminar todo objeto que sirva de criadero para el mosquito.

El Aedes aegypti transmite dengue, zika y chikungunya.

No demores más las tareas de prevención: los mosquitos han empezado a zumbar, lo que significa que dengue, chikungunya y zika pueden estar acechando. Las cifras del año pasado son preocupantes: hubo 2,3 millones de casos de dengue y 220.000 de zika, lo que las hace un desafío para la Salud Pública, pero también para la población. Por eso, especialistas de todo el mundo analizaron cómo enfrentarlos durante el XVIII Simposio Internacional Sobre Enfermedades Desatendidas, organizado por la Fundación Mundo Sano.

Haroldo Bezerra, asesor de Entomología en Salud Pública de OPS/OMS, recordó que un solo vector, el mosquito Aedes aegypti, transmite las tres enfermedades (además de la fiebre amarilla), que el riesgo está en casi todos los países, y que el Noroeste es una de las zonas “calientes”.

“La prevención requiere múltiples esfuerzos,” precisó Marcelo Abril, director ejecutivo de Mundo Sano, e insistió en que al trabajo del Estado es necesario sumar el de la población

Menos mosquitos significa menor riesgo, y sabemos que la fumigación no es suficiente. “Si uno ve un Aedes aegypti adulto, debe buscar en el barrio y encontrar el criadero, que estará dentro de un radio de 45 metros. Hay que eliminar huevos y larvas”, aconsejó Nicolás Schweigmann, investigador del Conicet y profesor adjunto en la UBA. Huevos y larvas se hallarán en lugares sombríos y húmedos, donde cualquier elemento capaz de acumular agua puede convertirse en un criadero. Y además, hay que protegerse desde “el exterior”, con repelentes, mosquiteros y ropas adecuadas (en el caso del zika, se agregan los preservativos, ya que también se transmite por vía sexual), porque no existen vacunas. “Se están investigando vacunas contra el zika y el dengue, pero su desarrollo lleva muchos años y tiene muchas dificultades”, comentó Andrea Vicari, asesor regional en Enfermedades Epidémicas de OPS/OMS.

Ver nota: http://www.lagaceta.com.ar/nota/747921/actualidad/tiempo-tirar-cacharros-prevenir-dengue.html

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Expertos de todo el mundo coinciden en que la prevención de dengue, zika y chikungunya es un desafío prioritario para Argentina

 

• El mosquito Aedes aegypti transmite estas tres infecciones, además de fiebre amarilla, por lo que uno de los puntos clave para la prevención de estas enfermedades es evitar su proliferación. La participación de la sociedad es imprescindible ya que los criaderos se pueden encontrar en las mismas viviendas.
• Destruir huevos y larvas; utilizar repelentes y consultar ante los primeros síntomas son algunas de las acciones que pueden realizarse para evitar la multiplicación de los mosquitos.
• Las embarazadas o mujeres en edad fértil requieren cuidados especiales, ya que el zika se transmite también por vía sexual y puede producir malformaciones congénitas.
________________________________________

Tres enfermedades transmitidas por el mosquito Aedes aegypti representan un desafío para la salud pública: el dengue, la fiebre chikungunya y el zika. Por un lado, el control sobre los mosquitos requiere del compromiso por parte de toda la sociedad, ya que el A.aegypti es domiciliario y los criaderos se pueden encontrar en las propias las viviendas. Por el otro, la coexistencia de estas enfermedades y la veloz diseminación en la región exigen una respuesta ágil de los equipos de salud.
Con más de 2,3 millones de casos de dengue en 2016 y 220 mil casos confirmados de zika en América hasta el momento , especialistas de todo el mundo analizaron cómo enfrentar esta problemática durante el XVIII Simposio International Sobre Enfermedades Desatendidas, organizado por la Fundación Mundo Sano, que este año tuvo más de 700 inscriptos.
El Dr. Haroldo Bezerra, asesor Regional de Entomología en Salud Pública de OPS/OMS, indicó que “un solo vector, el mosquito Aedes aegypti, transmite cuatro enfermedades de la región, y el riesgo está en casi todos los países”. En Argentina, las regiones con mayor presencia de dicho mosquito son las provincias del Noroeste, el Noreste, el Litoral y desde el Centro hasta el sur de Buenos Aires.
Menos cantidad de mosquitos significa menor riesgo de transmisión de estas enfermedades. La fumigación no es suficiente para eliminar el mosquito, y es muestra de falta de prevención oportuna: es preciso apuntar a los criaderos. El Aedes aegypti crece en lugares sombríos y húmedos. Cualquier recipiente capaz de acumular agua puede convertirse en un criadero: tapas de botellas plásticas, cubiertas de automóviles, platos debajo de macetas, floreros, frascos con plantas en agua y otros. “Las acciones de prevención requieren de múltiples esfuerzos,” precisó el Lic. Marcelo Abril, Director Ejecutivo de la Fundación Mundo Sano. “En Tartagal, Salta, Mundo Sano lleva adelante un programa de prevención del que participan el Municipio y el Hospital local. Entonces, las acciones de descacharrado y de diagnóstico se realizan articuladamente.”
“Si uno ve un Aedes aegypti adulto, debe hacer una ‘búsqueda del tesoro’ en la manzana para encontrar el criadero, porque estará dentro de un radio de 45 metros. Hay que eliminar los huevos y larvas”, aconsejó el Dr. Nicolás Schweigmann, investigador independiente del CONICET y profesor adjunto en la FCEN-UBA.
Además de los programas de control vectorial, que apuntan a disminuir las poblaciones de mosquitos, otras medidas de prevención incluyen: protección personal a través de repelentes, ropas adecuadas si se va a estar en contacto o en lugares en los que abundan los mosquitos. En el caso del virus zika, se agrega la protección con preservativos, ya que también se transmite por vía sexual; en el caso de embarazadas, debe tomarse la precaución de no viajar a zonas con circulación activa, ya que el virus puede infectar al feto y producir malformaciones congénitas. Se están investigando vacunas para el zika y el dengue, pero “su desarrollo lleva muchos años y tiene muchas dificultades”, comentó el Dr. Andrea Vicari, asesor regional en Enfermedades Epidémicas de OPS/OMS.
En cuanto al manejo en pleno brote, “una herramienta muy importante es la química”, recalcó el Dr. Bezerra, recordando que los insecticidas deben utilizarse en forma adecuada y responsable. Y sentenció: “En las epidemias, una sola estrategia no funciona. Hay que hacer una entomología responsable”.

Investigar en tiempos de epidemia
El dengue se conoce desde 1779. Causó sucesivas epidemias en América Latina y se convirtió en una amenaza conocida de salud pública. En 2014 y 2015, los médicos comenzaron a recibir casos síntomas compatibles con dengue, pero los análisis de sangre arrojaban resultados negativos, y no podían dar una respuesta a los pacientes. “La aparición de chikungunya y zika llevó a una confusión epidemiológica de grandes proporciones”, declaró la Dra. Tamara Macero, asesora de Enfermedades Transmisibles y Análisis de Salud de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).
“A uno le gusta tener un diagnóstico, pero en un brote no se puede, no hay capacidad”, lo que lleva a buscar soluciones alternativas para identificar al agente causal de la enfermedad, como detalló la Dra. Delia Enría, Directora del Instituto Nacional de Enfermedades Virales Humanas (INEVH) y miembro del Comité Científico de Mundo Sano.
La Dra. Manoella Alves, médica infectóloga de la Universidad Federal de Río Grande del Norte, Brasil, explicó que “los casos poco sintomáticos de chikungunya y zika son muy difíciles de diferenciar”, mientras que el dengue se identifica más rápidamente. En 2014, los pacientes llegaban a la consulta y no se hallaba dengue en sangre; en 2015, se determinó que era zika, y el mensaje era que los pacientes no se preocuparan, ya que se trataba de una infección benigna. Hasta que, en octubre de 2015, se descubrió la conexión entre zika y malformaciones congénitas como la microcefalia.
Para este hallazgo fue fundamental el aporte de la Dra. Celina Maria Turchi Martelli, investigadora del Centro de Pesquisa Aggeu Magalhaes, FIOCRUZ (Brasil), quien reveló que “en tiempos de epidemia, no hay que ‘pensar fuera de la caja’, sino que hay que ‘actuar fuera de la caja’, ya que el zika era una enfermedad considerada una curiosidad médica con muy pocos casos notificados en el mundo, y se consideraba benigna”. Cuando dos neuropediatras de Pernambuco reportaron un llamativo aumento de casos de microcefalia, la Dra. Tuchi Martelli y su equipo investigaron el vínculo entre zika y malformaciones congénitas, lo que llevó a que el Ministerio de Salud de Brasil emitiera una alerta, seguida de una declaración de emergencia sanitaria global por parte de la OMS. En la actualidad, existen recomendaciones específicas para el manejo de embarazos en un contexto de zika en todo el mundo.

Similitudes y diferencias
Dengue, zika y chikungunya presentan síntomas que pueden ser confundidos entre sí, tales como fiebre, cefalea, dolores articulares y musculares. Sin embargo, existen cuadros clínicos característicos de cada una de estas virosis:
El dengue presenta fiebre habitualmente más alta, así como dolores musculares más fuertes. Puede complicarse cuando disminuye la fiebre, y se debe prestar atención a los signos de alarma, como el sangrado. Los casos graves pueden causar la muerte. La transmisión se produce cuando un mosquito pica a una persona infectada y luego a una persona sana. La enfermedad no se contagia de persona a persona.
La chikungunya , además de una fiebre más alta, presenta un dolor en las articulaciones más intenso y afecta manos, pies, rodillas, espalda. Puede llegar a incapacitar a las personas para caminar y realizar acciones tan sencillas como abrir una botella de agua.
El zika no presenta rasgos particularmente característicos, pero en la mayoría de los pacientes se observan erupciones en la piel y conjuntivitis. Además se ha demostrado su capacidad para afectar al sistema nervioso, pudiendo ocasionar Sindrome de Gillán.-Barré, meningoencefalitis y malformaciones congénitas como microcefalia.
INFORMACIÓN ADICIONAL
Sobre el Simposio
Mundo Sano cree en la necesidad de generar ámbitos de discusión científica para elaborar y compartir conocimiento que puede cambiar la realidad de las personas afectadas por enfermedades desatendidas. Es por eso que lleva 20 años desarrollando este encuentro que reunió en esta 18° edición a más de 450 personas, 20 expositores nacionales e internacionales y publicó más de 120 posters científicos.
Entre las instituciones que nos acompañaron compartiendo sus experiencias, estuvieron presentes: la Organización Panamericana de la Salud (OPS/OMS), los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (en inglés: Centers for Disease Control and Prevention –CDC), la Fundación Oswaldo Cruz (FIOCRUZ) de Brasil, Fundación CEADES (Bolivia), Imperial College London y otras universidades de latinoamérica además de Instituto Nacional de Enfermedades Virales Humanas “Dr. Julio I. Maiztegui”, UBA y CONICET, entre otros.

Sobre Fundación Mundo Sano
Mundo Sano es una fundación privada sin fines de lucro que trabaja desde 1993 para cambiar la realidad de las personas afectadas por enfermedades desatendidas. Estas últimas, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, tienen graves consecuencias para la salud de poblaciones de bajos recursos; no reciben interés de investigación, desarrollo e inversión por parte de la industria biotecnológica y farmacéutica; afectan a personas que carecen de influencia política y habitan en lugares sin servicios básicos de saneamiento, higiene y agua potable. Mundo Sano trabaja en: Chagas, Hidatidosis, Geohelmintos y Leishamiasis; y en las enfermedades generadas por la picadura del mosquito Aedes aegypti: Dengue, Zika, Chikungunya y fiebre amarilla en distintas sedes de Argentina ubicadas en puntos estratégicos del país, como así también en España; y realiza proyectos en Etiopía y Mozambique, entre otros.
www.mundosano.org

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Noticias Mundo Sano

Mundo Sano participó del Curso Internacional de Dengue en Cuba

 

Una vez más Mundo Sano apoyó la realización del Curso Internacional de Dengue, organizado por el Instituto de Medicina Tropical “Pedro Kouri” (IPK), la Sociedad Cubana de Microbiología y Parasitología, el Ministerio de Salud Pública de la República de Cuba y la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS).

Este año se analizó especialmente el desafío de la co-circulación del Zika y el Chikungunya, en el marco de este reconocido espacio de actualización y debate en donde además se presentó la situación epidemiológica de Dengue, Zika, Chikungunya y Fiebre Amarilla a escala mundial y regional.

Manuel Espinosa, del equipo de Programas y Proyectos de Fundación Mundo Sano, formó parte del cuerpo docente, para dictar la clase “Abordaje para el monitoreo y control de Aedes aegypti en el Norte Argentino”.

El IPK hizo un reconocimiento a Mundo Sano en esta edición, coincidente con los treinta años cumplidos desde la primera en 1987, junto a otras personalidades e instituciones que apoyaron este curso desde su inicio.

Más info.: http://instituciones.sld.cu/ipk/2017/05/10/15vo-curso-internacional-de-dengue-nuevos-retos-ante-el-zika-y-el-chikungunya-7-18-de-agosto-de-2017-ipk-la-habana-2/

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Mundo Sano en los medios

Médicos brindaron consejos prácticos para colaborar en la prevención del chikungunya y el dengue

 

InversorSalud.com

Salud 15-01-16

Mantener los tanques de agua cerrados, colocar mosquiteros, renovar el agua de los floreros y de los bebederos de mascotas y utilizar repelente son algunos de los consejos prácticos de prevención contra el dengue y el Chikungunya que brindaron los especialistas médicos que, reunidos por la fundación Mundo Sano, hablaron sobre estas enfermedades que tienen mayor grado de transmisión con la llegada del calor.

El Chikungunya es transmitido por los mosquitos Aedes albopictus y Aedes aegypti, también vector del dengue, “es decir que lo que hay que hacer es evitar la presencia, la proliferación y la exposición a las picaduras”, sintetizó Marcelo Abril, epidemiólogo y director de Programas y Proyectos de Mundo Sano, organización que desde 1993 trabaja en la investigación y desarrollo de planes para mejorar la salud pública.

“Al compartir el mismo vector y al no haber vacuna, la prevención pasa por evitar ese riesgo de exposición a los mosquitos”, ratificó Abril y precisó que se puede aportar desde “el ordenamiento ambiental y los patios y en no dejar recipientes con agua que puedan transformarse en criaderos”.

Entre las recomendaciones indicó que se deben mantener perfectamente cerrados los tanques de agua, colocar mosquiteros en puertas y ventanas, descartar recipientes en desuso como neumáticos y botellas y colocar boca abajo los que no se utilizan.

Desde la fundación también instaron a utilizar espirales o tabletas insecticidas, remover al menos una vez por semana el agua de floreros y bebederos de animales y conservar limpios los techos, toldos y canaletas de las viviendas.

En cuanto a los cuidados personales, indicaron que hay que reducir la exposición a los mosquitos en el amanecer y el atardecer, que son los horarios de mayor actividad de los transmisores y, al estar al aire libre y en la medida de lo posible por el calor, cubrir brazos, piernas y utilizar calzado cerrado.

También recomendaron el uso de repelente, no sólo sobre la piel expuesta, sino también sobre la ropa ya que el mosquito pica a través de la tela, el que se debe aplicar cada cuatro horas para preservar su efectividad.

El alerta sobre el Chikungunya obedece a la detección de casos importados en países como Brasil, Perú, Chile y Paraguay, tras propagarse por Centroamérica y el Caribe.

“En la Argentina todavía no hay casos autóctonos”, explicó la directora del Instituto Nacional de Enfermedades Virales Humanas Dr. Julio Maiztegui, Delia Enría, aunque sostuvo que “es esperable que a corto plazo nosotros también estemos participando de este escenario de transmisión”.

“La enfermedad se detecta con análisis de laboratorios específicos”, manifestó y añadió que se trabaja con todos los centros que integran la Red Nacional de Dengue y otros Arbovirus en las técnicas disponibles para su diagnóstico.

Ambas enfermedades comienzan con fiebre alta, dolores de cabeza, náuseas y fatiga. Pero a diferencia del dengue, la fiebre Chikungunya provoca fuertes dolores en las articulaciones, como reumatismos prolongados que, en ocasiones pueden persistir durante meses.

Justamente el vocablo Chikungunya proviene de una lengua originaria de Tanzania y significa “enfermedad del hombre retorcido”, debido al fuerte dolor y la inflamación que provoca.

“El dengue es una enfermedad febril caracterizada por fuertes dolores musculares, cefalea y la aparición de manchas en la piel, en cambio en el Chikungunya lo que observamos, y en esto coincide la literatura mundial sobre el tema, es que el paciente tiene fuertes dolores articulares más que musculares”, explicó Alfredo Seijo, infectólogo del Hospital Francisco Muñiz.

“No suele tener tantas mialgias ni hemorragias, es decir hay un comportamiento distinto al dengue. Pero lo más significativo desde el punto de vista clínico es que así como el dengue puede ser una enfermedad muy grave, es autolimitada, empieza, termina y el paciente en general se recupera, excepto aquellos que hacen cuadros más graves, pero no hay lesiones crónicas”, comparó.

“Se demostró en modelos animales que el Chikungunya, a diferencia del dengue, persiste en diversos tejidos y células por lo que ya no estamos hablando de una enfermedad limitada y aguda sino una con posibilidad de producir manifestaciones crónicas”, comentó Seijo.

El médico también marcó una diferencia en cuanto al tratamiento de ambas enfermedades: “Con el dengue la hidratación y el uso de antitérmicos como el paracetamol pueden ser efectivos, pero con el Chikungunya no hay problemas de extravasación de plasma, la hidratación es importante pero no tiene la importancia como para el dengue”.

“Tampoco sé si los vamos a poder tratar a los pacientes exclusivamente con paracetamol porque la experiencia es que los dolores articulares no sólo se prolongan en el tiempo sino que son bastante refractarios a una medicación con antiinflamatorios no esteroideos y ahí empezamos con el peligro de la automedicación y probablemente vamos a tener más consecuencias adversas por tratamientos no supervisados que con el dengue”, concluyó.

En el último año, la Organización Panamericana de la Salud registró unos 300.000 casos sospechosos de Chikungunya y al menos 4.700 confirmados, la mayoría en el Caribe.

En Argentina, desde 2009, el Laboratorio de Referencia de Dengue y otros arbovirus del instituto Maiztegui organiza la vigilancia epidémica contra la enfermedad.

Ver nota

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >
Noticias Mundo Sano

Es probable que en el 2015 tengamos en Argentina los primeros casos autóctonos de Chikungunya

 

Este virus de origen africano ya se extendió a Europa, América central, Venezuela y Brasil. En Argentina se han registrado casos de pacientes infectados, provenientes del exterior. Pero existe el riesgo de que en poco tiempo haya casos autóctonos. Lo transmite el mismo mosquito que el dengue. Cuáles son sus riesgos, sus síntomas y cómo prevenirlo.

El “Chikungunya” es un virus que provoca una enfermedad cuyos síntomas fueron descriptos durante la década del ´50, cuando se identificaron en África los primeros casos. “La palabra proviene de un dialecto hablado en la región donde fue aislado el patógeno. Y provoca una fiebre cuyos dolores son tan agudos que hacen encorvar a la persona que lo sufre. Justamente significa aquel que se encorva, explica la doctora Delia Enría, Directora del Instituto Nacional de Enfermedades Virales Humanas, Doctor Julio Maiztegui, dependiente del ANLIS, en Argentina.

Según los infectólogos es un virus emergente que, normalmente, circulaba en las zonas silvestres de África, hospedado en diversas especies animales. “Pero cuando el hombre se introdujo en esas regiones alejadas, por circunstancias como conflictos armados y hambrunas, saltó de los reservorios salvajes al hombre” detalla el doctor Alfredo Seijo, Jefe del Servicio de Zoonosis del Hospital de Infecciosas Francisco Muñiz, de la ciudad de Buenos Aires.

Y agrega: “en las primeros años fue un problema local, pero en poco tiempo se volvió un tema global”. En 2007 aparecieron pacientes en Italia y en el 2013 se lo identificó en República Dominicana y en Haití. Hoy, ya hay gran cantidad de casos autóctonos en El Salvador, Colombia, Venezuela y el norte de Brasil.

El Chikungunya comparte el mismo vector de transmisión que el dengue -el mosquito Aedes Aegypti-. Sin embargo se propaga en forma muy diferente: “el dengue tuvo una expansión lenta ya que se extendió por los países de América a lo largo de una década. En cambio el Chikungunya ‘crece’ y ‘salta’ en forma explosiva de país a país”, se preocupó Seijó.

 La situación en Argentina

Argentina, por ahora, está ubicada en la lista de las naciones que registran casos entre turistas que viajaron, por ejemplo a República Dominicana, donde fueron picados por mosquitos que contenían el virus y la enfermedad se expresó tras su regreso. Es lo que los epidemiólogos denominan “casos importados”.

Y es muy importante distinguir estos casos de los “autóctonos”, que ocurren cuando hay circulación viral en el país. Desde el punto de vista epidemiológico, esta situación es mucho más compleja y peligrosa para la salud pública.

“Actualmente, en base a los informes sobre el avance de esta enfermedad, es probable que -ya en 2015- comencemos a encontrar casos autóctonos de personas contagiadas con virus Chikungunya en Argentina”, pronosticó Seijó.

 En eso coincide la doctora Enría: “La salud pública corre un riesgo importante, ya que es un virus que tiene una expansión explosiva. Y genera un cuadro de síntomas que pueden afectar mucho a la persona infectada por períodos de hasta cuatro semanas, al punto de hacer colapsar un sistema de salud pública no preparado”.

Ante este panorama una de las prioridades fijadas por las autoridades sanitarias es detectar su presencia lo antes posible. “En el Instituto Maiztegui ya hemos puesto a punto técnicas para identificarlo y las estamos difundiendo por todo el país. La idea es que toda la Red Nacional de Laboratorios que hoy ya pueden hacer diagnósticos de dengue también estén en condiciones de identificar casos de Chikungunya”.

Prevención

Las precauciones contra este virus son similares a las que suelen darse para protegerse contra el dengue.

Marcelo Abril, Director de Programas y Proyectos de la Fundación Mundo Sano detalló que “la transmisión del Chikungunya es muy similar a la del dengue y -como por ahora no hay vacunas preventivas- la conducta preventiva recomendada es evitar las picaduras de mosquito.”

Para quienes viajan por zonas endémicas, las mejores opciones para protegerse son:

– Evitar las picaduras.

– Usar mangas y pantalones largos con zapatos cerrados,

– Colocarse frecuentemente repelente de mosquitos.

– Utilizar telas mosquiteras en los hogares.

– Consultar ante una fiebre alta y dolores articulares.

– No automedicarse.

La doctora Enría agregó que hay que estar atentos durante 1 a 3 semanas tras regresar de alguna zona endémica, porque ese es el tiempo normal de incubación.

“Los síntomas más comunes son fiebre alta y dolores articulares severos y si éstos aparecen sobre todo tras un viaje, hay que evitar tomar analgésicos y consultar con el médico. También es bueno comentarle que se estuvo en alguna región con circulación del virus, para simplificar el diagnóstico.”

“Pero para combatir el problema de base de la llegada de este virus, lo central –tal como ocurre con el dengue- es evitar la formación de criaderos de mosquitos que se forman sobre el agua estancada. Y para eso hay que descacharrar los patios y las zonas aledañas a las viviendas”, resumió Abril, de la Fundación Mundo Sano. El experto agregó: “esta prevención debe ser un trabajo central de la comunidad porque al reducir los criaderos de mosquitos que transmiten el dengue, también estamos ayudando a luchar contra el Chikungunya.”

Descargar infografía: Medidas de prevención. Click Aquí

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Te puede interesar

Feb, 2019

Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco Salteño

Argentina, Bolivia y Paraguay se unen para eliminar la transmisión materno-infantil de cuatro enfermedades En 2018, Mundo Sano, junto a la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADESAR), organismos de gobierno, universidades e instituciones públicas y privadas, puso en marcha el Proyecto de Atención a la Salud Materno Infantil en la Triple Frontera del Chaco […]

Ver más >
Feb, 2019

Deporte, Niñez y Chagas: Promoción del Control de la Enfermedad de Chagas en la región del Gran Chaco

Deporte, Niñez y Chagas es una iniciativa de cooperación técnica fruto del convenio entre la Fundación Mundo Sano y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en su calidad de Administrador del Fondo Especial Japonés para la Reducción de la Pobreza. El proyecto busca disminuir el impacto del Chagas en comunidades de Argentina, Bolivia y Paraguay, […]

Ver más >